lunes, 16 de julio de 2018


CONVIVENCIA-COLUNGA  2018

Un año más, misión cumplida. La satisfacción del deber cumplido y de haber hecho los deberes con nota, la nota la ponemos cada uno.

Un año más la primera quincena de julio, este año del 1 al 11, reservada para la convivencia-campamento de la parroquia Santa Teresa.

Un año más nos trasladamos a Colunga, Asturias, terreno ya conocido y conquistado para nosotros. Allí hemos disfrutado del tiempo, de la playa, de la comida, de las actividades, de la convivencia, del tiempo libre, en definitiva de las cosas y de las personas.

Un año más muchas cosas iguales, y a la vez distintas porque un año de diferencia es mucho cambio, aun siendo los mismos lugares y las mismas personas. Cada día tiene su afán nos recuerda Santa Teresa, y cada año también lo tiene.

Este año con algunas peculiaridades:
·     Con la alegría de ser el año que más hemos participado, (51).
·  Con la pena de haber dejado a varios por el camino. Imposible llevar a varios que querían haber ido y no fue posible por falta de plazas. Una pena por no poder satisfacer su voluntad y a la vez una alegría de saber que nuestra convivencia de julio es querida y apreciada.
·  La satisfacción de haber podido contar con suficientes monitores: algunos nuevos, algunos habituales, algunos que han retomado su participación para colaborar gratamente. Es de agradecer, cuando sabemos que esto de las colaboraciones altruistas cada vez es más complicado.
·   El gozo de ver cómo algunos repiten cada año, algunos son varios años los que llevan participando, algunos habiendo interrumpido su asistencia la han vuelto a retomar con ilusión.
·    La alegría de saber que la participación en el grupo de Ajonjolí y el boca a boca, ha sido suficiente para que en sólo una semana se nos completase la inscripción de los asistentes.
·   Este rincón sirva para agradecer, una vez concluida la aventura, a todos los que la habéis hecho posible: monitores, cocinera, niños/niñas participantes, padres que les habéis permitido asistir….Es esta una tarea que requiere de la aportación de todos, cada parte colaborando según lo que se requiere. Sólo así conseguimos que año tras año podamos llevar a cabo esta misión tan gratificante.
·   -Un año más dando gracias a Dios porque no hemos tenido accidentes ni incidentes destacables, sólo cosas normales que pueden pasar en cualquier lugar y son prácticamente insignificantes.

·    Recibid todos mi más sincera gratitud por vuestra colaboración. La parroquia de Santa Teresa se siente orgullosa de poder sacar adelante esta convivencia de la que esperamos podáis sacar detalles útiles para vuestra vida presente y futura.
·        A seguir disfrutando aunque sea de otra manera. Felices vacaciones. Luis.


1 comentario:

  1. Muchísimas gracias a ti y a los monitores y cocinera.

    Cristina

    ResponderEliminar